Facebook Twitter
Mosaico con las imágenes del verano.

Mosaico con las imágenes del verano.

Se acabó el mercado de fichajes para el Málaga. Han sido meses de máximo ajetreo en los despachos de La Rosaleda. Sinsabores y alegrías. "Un verano que iba a poner a prueba nuestra paciencia", preveía Francesc Arnau en los albores. No ha sido para menos. Porque en Martiricos ha pasado de todo, con retiradas, marchas de jugadores claves, llegadas, culebrones, fracturas, dardos envenenados, fichajes, cesiones y un sinfín de operaciones que dejan la plantilla como ya saben. Pero en esta ventana no hacemos balances deportivos ni económicos, sino un resumen gráfico con las que, a nuestro juicio, son las imágenes del verano y sus historias. Las hemos dejado en doce. ¿Están de acuerdo? 

18 jugadores que han salido del Málaga.

18 jugadores que han salido del Málaga.

El Málaga ha cambiado su fisionomía y de qué manera. 18 caras menos son las que tiene el equipo sumando diferentes situaciones. Traspasos, pagos de cláusulas, cesiones que se terminan, cedidos que se liberan, jugadores prestados, los que terminaron contrato, retiradas de mitos... De Camacho a Ochoa, de Horta a Sandro, de Weligton a Charles.

Facebook Twitter 18
Kuzmanovic, en el partido ante el AZ Alkmaar.

Kuzmanovic, en el partido ante el AZ Alkmaar.

En el cuerpo técnico del Málaga están encantados con Kuzmanovic. En lo personal y en lo profesional. En cuestiones meramente deportivas, Míchel espera que asuma el rol de Ignacio Camacho en el campo. En los partidos que ha jugado en Holanda y Alemania esa ha sido su función. Así que además de quedarse con su dorsal también tendrá su sitio.

Facebook Twitter 96
Sandro, Camacho y Fornals celebran goles.

Sandro, Camacho y Fornals celebran goles.

Los jugadores que han salido del Málaga en este mercado dejan distintos vacíos, especialmente Sandro Ramírez, Pablo Fornals e Ignacio Camacho. Y si Míchel se queja por no poder contar con ellos, tiene razones cuantificables. El equipo blanquiazul pierde sin ellos tres la mitad de su capacidad goleadora. No es una frase gratuita, se ampara en la estadística.

Míchel, esta mañana en rueda de prensa.

Míchel, esta mañana en rueda de prensa.

El fútbol es algo más que fútbol. Hay factores que están por encima de lo meramente deportivo, por eso Ignacio Camacho era tan importante para el Málaga. Una especie de Cid Campeador, un icono para la afición, un referente en el vestuario, un interlocutor clave para el entrenador. Capitán con todas las letras, Míchel ensalzó su figura usando precesimente estos argumentos.

Facebook Twitter 35
Camacho, en su presentación con el Wolfsburgo.

Camacho, en su presentación con el Wolfsburgo.

El pasado domingo 9 de abril se cumplieron de una de las fechas más señaladas en la historia del Málaga, si no la que más. Ese día quedará ligado para siempre en clave blanquiazul a la derrota de Dortmund que impidió el acceso a las semifinales de la Champions League de la temporada 2012/13, un final muy cruel para una aventura europea brillante que despertó los elogios de todo el mundo del fútbol.

Míchel y Camacho, en un entrenamiento.

Míchel y Camacho, en un entrenamiento.

Antes de decir adiós públicamente, Camacho se despidió del equipo y del cuerpo técnico en Marbella. El maño dijó adiós a sus compañeros y a Míchel, con el que tuvo una breve conversación: "Míchel me decía que le había clavado un puñal, que le sacase los puñales que se los había clavado. El fútbol es así. Él me ha entendido en todo momento, ha sido comprensivo. Siempre ha dado su opinión en lo bueno y en lo malo y le estoy muy agradecido", aseveró el jugador en la Cadena Cope.

Facebook Twitter 101
El Desmarque